CINETIPS: MÉTODOS BARATOS PARA HACER EFECTOS DE SANGRE.

Si ustedes son fans del cine de terror o gore, seguramente en algún momento de su vida intentaron (al igual que muchos cinéfilos o cineastas) elaborar sangre falsa, ya fuera para usarla en Halloween o para alguna obra de cine o teatro que tenían planeado hacer. Existen varias formas de elaborar sangre falsa, pero para esta ocasión hemos decido presentarles las tres recetas más importantes que existen además de ofrecerles algunos consejos de efectos especiales que se pueden realizar con esta sangre falsa.f8yz1pdietsnukt-medium

SANGRE SENCILLA Y COMESTIBLE

Esta mezcla puede resultar bastante pegajosa y manchar la ropa, pero sale fácilmente de la piel con toallitas húmedas para bebé o agua templada. Sabe dulce y parece real (especialmente delante de la cámara). A continuación los pasos a seguir para hacerla.

1. Cosas que necesitarás: Agua, Jarabe de maíz claro, Colorante de alimentos de color rojo, azul y verde, Harina, maicena, jarabe de chocolate o jarabe de arce.

2. Mezcla 1 parte de agua con 3 partes de jarabe de maíz.

3. Añade una pequeña cantidad de tinte de color azul y verde para conseguir un tono más realista (la sangre arterial es roja intensa, mientras que la sangre de las venas es marrón oscura).

4. Continúa añadiendo gotas hasta que el tinte parezca sangre real (es mejor añadir poco, porque siempre hay tiempo de añadir más).

5. Echa unas cuantas gotas de colorante de alimentos rojo de forma gradual y mézclalo con cuidado revolviendo.

6. Añade un espesante. Los espesante apropiados que puedes incluir son:

  • Espesante seco. Añade harina tamizada o maicena a la mezcla, remueve o bate con delicadeza hasta que esté suave. Si se forman grumos, espera 1 minuto y los grumos saldrán a la superficie, así los podrás quitar más fácilmente.
  • Espesante húmedo. Remuévelo junto con el jarabe de chocolate hasta que obtengas la consistencia deseada (un sabor óptimo). El jarabe de chocolate le da un tono marrón intenso al color de la sangre de las “venas”.
  • Puedes echar jarabe para panqueques y darle un tono marrón. Así conseguirás que la sangre esté un poco más espesa y pegajosa. ¡Pero no eches mucho!

7. Regula la mezcla. Si está muy rosa o muy naranja, échale más rojo. Usa el azul cautelosamente. Solo añádeselo cuando hayas puesto al menos 3 cucharaditas y 1 gota de azul y estés seguro de que no está suficientemente oscura. Añade el azul lentamente. Si la mezcla es muy transparente, añádele harina.

8. Deja que la mezcla repose unos 10 minutos a temperatura ambiente. Así tendrá tiempo para espesarse y coagularse.

  • Nota: esta receta hace una sangre muy espesa al principio. Se puede ingerir, no es tóxica, así que es apta para niños.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

SANGRE DE PELÍCULA PARA SALPICAR Y MANCHAR (NO COMESTIBLE)

¡Con esta harás un desastre! A diferencia de la sangre comestible no tóxica, esta no será pegajosa. Si se echa desde 1,5 metros (5 pies), esta sangre creará un bonito diseño “salpicado”, como lo hace la sangre real. En la piel fluirá fácilmente y manchará todo como si fuera la vida real. Pero ten cuidado del uso que le des, porque podría manchar por doquier.

1. Cosas que necesitarás: Gel para el cabello (sin alcohol, soluble al agua), Colorante de alimentos rojo, Jarabe de chocolate, Gel desinfectante de manos, lubricante de motor.

2. Haz la mezcla. Vierte unos 3/4 del gel sin alcohol y soluble al agua o la cantidad de sangre que necesites. Añade el lubricante de motor o de radiador soluble al agua, de cualquier marca. Este la pondrá semiopaca y un poco más espesa que el agua. Comienza con un poco y mézclalo con el gel hasta que se quede acuoso.

3. Añade el colorante. La cantidad de colorante rojo que deberás echar deberá ser aproximadamente la mitad del líquido. Preferiblemente, cómprate uno que diga “súper fuerte” en almacenes mayoristas para ahorrar, pero no compres las botellas baratas de 30 ml (1 oz), porque se ven muy rosa.

4. Espésala. Añade un poco de jarabe de chocolate para oscurecer y espesar la sangre. No deberá quedar muy liquida como el agua, tendría que estar como si goteara. Añade un poco de gel desinfectante de manos, si te cuesta obtener la consistencia correcta. Ten cuidado, porque el gel debilita la mezcla con facilidad.

5. Prueba la mezcla. La mezcla final debe ser un poco más espesa que el agua, debe tener un tono entre rojo y marrón profundo y la opacidad de la leche.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

SANGRE DE SALSA DE SOYA

Con este método obtendrás un chorrito de sangre arterial. Eso sí, ten cuidado, porque mancha.

1. Cosas que necesitarás: Salsa de soya, Colorante de alimentos color rojo, Tubito de plástico para echarla, Jeringa de plástico, Chincheta.

2. Haz un arma salpicadora. Toma un tubito de plástico del tamaño de una vena o una arteria y colócalo al final de la jeringuilla. Usa cinta adhesiva o pegamento para sellarlo herméticamente.

3. Prepara la sangre. Vierte salsa de soya en una taza o un tazón y añade tinta roja para comida. Echa bastante para que la sangre sea de color rojo oscuro.

4. Llena la jeringa. Pon la punta del tubo en la taza o el tazón y hala el émbolo para succionar la sangre.

5. Bloquea la punta. Usa una chincheta para bloquear la punta del tubo. Asegúrate de que esté bien bloqueada.

6. Prepárate. Pega la jeringa cargada debajo de tu ropa y empuja el émbolo para dejar salir un poco de sangre.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

EFECTOS BARATOS DE SANGRE

  1. Mezcla sangre falsa en casa: El científico Steve Spangler tiene una gran receta que es útil para las heridas con sangre y es completamente no tóxica, lo que la convierte en una receta ideal para las bolsas para morder y para otros efectos que pueden tener contacto con los fluidos corporales verdaderos. Es tan fácil como combinar una taza de jarabe de maíz, dos cucharadas de fécula de maíz y algunos ingredientes diluyentes y de coloración: dos cucharadas de colorante de comida rojo, un poco de cacao en polvo y jarabe de chocolate para oscurecer el color y algo de jugo de fruta para diluirlo y abrillantarlo a tu gusto.1
  2. Haz bolsas que exploten: El método más básico de hacerlo es verter algo de la sangre falsa en una taza, cubrir la parte superior con una envoltura que se aferre, verter la sangre en la envoltura y jalar con cuidado y cerrar la envoltura jalándola alrededor de la sangre. Se requiere de algo de práctica para hacerlo bien y es muy desordenado, así que utiliza un mandil y hazlo en un lugar que sea fácil de limpiar, como en la encimera de la cocina. Utiliza un poco de cinta aislante para sellar apropiadamente la bolsa que explota. Esta cinta es muy parecida a la cinta adhesiva, pero no deja el mismo residuo de suciedad, así que es más fácil de limpiar. Las bolsas que explotan se pueden colocar en casi cualquier lugar, pegada en la mano, sujetada ligeramente en la boca o pegada dentro de una camiseta o de un pantalón. Las bolsas que explotan son muy inofensivas y pueden agregar un gran efecto sangriento a las puñaladas y a las heridas de disparos con tal de que tus actores no ingieran la envoltura o la cinta. Para hacer explotar las bolsas, aplica presión hasta que explote. Una bolsa que explota en la boca se puede morder para producir este efecto.
  3. Dispara a la víctima en el pecho: Comienza con una bolsa pegada debajo de la camiseta en la parte en la que el disparo caerá. Graba la escena con un arma falsa (utiliza espacios en el sonido o edita luego el efecto de sonido) y haz que una víctima empuñe su torso, apretando la bolsa para que la sangre salga en una explosión.3
  4. Apuñala a la víctima en el corazón: Apuñalar a alguien es una experiencia desagradable para la persona que recibe el apuñalamiento incluso con un cuchillo falso (¡nunca utilices uno verdadero!). Minimiza su malestar al colocar un blindaje oculto con un metal delgado o una espuma o un hule resistente. Coloca la espuma encima del metal y córtalos para crear un plato que puedas adherir al pecho de la víctima. Adhiérelo con una cinta aislante o sujétalo con un hilo de atar y luego pega una bolsa a la parte frontal. La fuerza de la punta del cuchillo será suficiente para hacer que la sangre explote de la bolsa cuando la víctima reciba el apuñalamiento. El metal ayuda a prevenir que la víctima sienta malestar, mientras que la espuma resistente le da un impulso al cuchillo para lograr un efecto más realista.
  5. Rompe una espalda encima de la rodilla de un monstruo: Este efecto impresionante se puede conseguir simplemente con un relleno y un conjunto de prendas de vestir. Utiliza hojas, algodón o cualquier otro relleno que quieras poner en las bolsas de plástico. Luego, coloca las bolsas en una camiseta y en unos pantalones, sujetándolas de la cintura con unos broches de seguridad o un hilo de modo que no se muestren en el medio. Coloca una clavija en la parte posterior de una camiseta y graba un acercamiento del monstruo que carga un muñeco y lo rompe en su rodilla, lo que hace que se rompa la clavija. Puedes utilizar dos bolsas enrolladas con un relleno liviano para que sean las piernas y varía la distribución del relleno en las caderas, la cintura y el pecho para hacer que la contextura física sea tan realista como sea posible. No hay necesidad de acondicionar otro muñeco si no lograste conseguir el grito correcto; agrégalo después.
    6. Quiebra la mano de la víctima: Combina agua y fécula de maíz con colorante de comida rojo hasta que consigas una sustancia espesa, viscosa y de color sangre. Recuerda que puedes oscurecerlo con polvo de cacao si es necesario. Utiliza esta sangre muy espesa para llenar un guante de látex. Haz que la víctima sujete bien el guante al final de una camiseta de mangas largas y graba la mano cuando se quiebra desde el lado opuesto de modo que el guante sea menos obvio. La sangre espesa y falsa debe salpicar hacia todas partes cuando la víctima suelte el guante, y este se abra. Considera utilizar una bolsa que explota para conseguir una sangre adicional de la amputación de un brazo.2

Editor: Samuel López

Fuente: Wikihow

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s